LiveClock

$ 1,236.00

Nuestro reloj maestro de audio portátil, el LiveClock, es único en cuanto a tamaño, calidad de sonido y precio. Su robusta carcasa de aluminio tiene una pantalla táctil bloqueable y cabe perfectamente en el compartimento auxiliar de una consola FOH. Si quieres ponerlo en el rack, con el adaptador adicional ocupa solo una unidad de armero y da gusto montarlo.

Agotado

  • Descripción
  • Valoraciones (0)

Descripción

Nuestro reloj maestro de audio portátil, el LiveClock, es único en cuanto a tamaño, calidad de sonido y precio. Su robusta carcasa de aluminio tiene una pantalla táctil bloqueable y cabe perfectamente en el compartimento auxiliar de una consola FOH. Si quieres ponerlo en el rack, con el adaptador adicional ocupa solo una unidad de armero y da gusto montarlo.

El ajustado precio y el poco espacio que ocupa, hacen que LiveClock sea el más indicado para los que se desplazan para realizar grabaciones, para productores domésticos o para artistas viajeros.

El LiveClock usa la misma tecnología de sincronización, y por tanto suena igual que el legendario Trinity de Antelope o el último reloj maestro OCX HD.

LiveClock soporta hasta una frecuencia de muestreo de 192 kHz, distribuida a través de cuatro salidas de Wordclock por BNC y dos pares por AES/EBU y S/PDIF. La unidad permite la sincronización simultánea de numerosos dispositivos, y proporciona una perfecta sincronización tanto para un montaje en directo como para un estudio de grabación contemporáneo.

Una entrada de 10 MHz para conectarlo al 10MX o al 10M de Antelope ofrece todavía más estabilidad y calidad de sonido.

LiveClock es extremadamente fácil de configurar gracias a los elegantes botones del panel frontal con tecnología táctil. Además, la función de bloqueo de pantalla evita que se produzcan cambios en la frecuencia de muestreo durante una sesión o un concierto.

Desde el software compatible con OS X y Windows se pueden controlar todas las funciones del dispositivo.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.


Sé el primero en valorar “LiveClock”